EL CABELLO SECO

EL CABELLO SECO
El problema del cabello seco es que se altera la cutícula debido a la acción de los rayos solares, la humedad, el uso frecuente del secador, el viento y todos los agentes externos habituales.

También, es importante la buena alimentación, evitando la ingestión de productos tóxicos como el tabaco y el alcohol. Además, la falta de ejercicio y el estrés son, también, causas habituales del pelo seco.
Así, el cabello se va debilitando y perdiendo resistencia, se vuelve quebradizo y sin brillo, ya que su fibra sufre pequeñas grietas. Esta alteración se puede apreciar a simple vista porque el pelo pierde brillo y suavidad, sus puntas se parten y se vuelve indócil. El resultado es, por supuesto, una melena sin atractivo y deteriorada.

La importancia de la nutrición

El pelo seco necesita productos que lo hidraten en profundidad, tratamientos que lo revitalicen y le devuelvan su brillo y volumen.
Los productos basándose en aceites de almendras son muy adecuados, así com los que contienen ceramidas, que emulan la ceramida natural del cabello, y que se introducen en el corazón de la cutícula.
Los tratamientos de hidratación se pueden realizar, al principio, una vez por semana, para someter al cabello a un tratamiento de choque. Pero la verdadera frecuencia te la aconsejará tu peluquera, quien será la que observe el verdadero estado del pelo, en todo caso, recuerda que disponemos de una micro cámara especial para observar en detalle tu cabello.
También, será tu peluquera la que te recomendará el tipo de champú que mejor te vaya, hazle caso, una mala elección del champú y tu pelo se volverá frágil y resquebradizo.
Seguramente, necesitaras también una mascarilla nutritiva especialmente indicada para cabellos secos o dañados, que te permitirá recobrar la suavidad y el aspecto del cabello sano.
Como podrás ver, el pelo seco necesita una serie de productos que se aplican de forma simultánea para que el efecto sea efectivo cuanto antes, y que deberás usarlos con otra frecuencia una vez que se considere que ha recuperado la vitalidad perdida.

[print_link]
Responder

Debes ingresar para publicar un comentario.